Errores comunes del emprendedor Reviewed by Momizat on . Parece que animar a los jóvenes a emprender está de moda, así se demuestra con una pionera titulación universitaria oficial en Emprendimiento que da la oportuni Parece que animar a los jóvenes a emprender está de moda, así se demuestra con una pionera titulación universitaria oficial en Emprendimiento que da la oportuni Rating: 0
Inicio » Acompañamiento » Errores comunes del emprendedor

Errores comunes del emprendedor

Parece que animar a los jóvenes a emprender está de moda, así se demuestra con una pionera titulación universitaria oficial en Emprendimiento que da la oportunidad de formarse.

Pero, ¿cómo debemos emprender?. Las prisas no son buenas aliadas. Es necesario que antes de poner en marcha tu propio negocio, tengas en cuenta una serie de puntos. Debes evitar los errores comunes del emprendedor. Si evitas las prisas, evitas lo errores, y por lo tanto, tiempo y dinero.

 errores comunes del emprendedor

El emprendedor debe cuidar y fomentar las relaciones sociales.

FUENTE. flickr.com

 

Desde el momento que el plan de empresa te de una cierta viabilidad, es momento de poner la maquinaria en marcha. El plan de empresa establece las bases de tu negocio, fija una misión y una dirección. Pero, ¿cuáles son esos errores comunes del emprendedor?

No se deben tomar decisiones precipitadas, elige correctamente tu banco, proveedores, personal si lo necesitas, local,….Debes ser exigente, preciso y realista.

 errores comunes del emprendedor2

El emprendedor debe ser constante, trabajador y profesional a la hora de realizar su trabajo.

FUENTE. flickr.com

 

El resultado final debe ser un producto y/o servicio que te diferencie de tu competencia. Un ejemplo, son las ideas innovadoras que cada año aparecen con la llegada de fechas significativas como la Semana Santa (fabricar cirios con cera de abeja blanqueada con rayos ultravioletas y sin emplear productos químicos, almohadillas neumáticas que permiten repartir el peso de los pasos, o aplicaciones y guías turísticas que te descubren las tradiciones).

No hay nadie que te conozca como tú a ti mismo. Es bonito querer vivir de una ilusión empresarial pero luego hay que llevarlo a la practica, ser constante, trabajador, y profesional. Debes preguntarte: ¿soy capaz de dedicar 24 horas a mi negocio?.

Tu perfil personal debe ir de la mano de tu futuro perfil profesional.

¿Puedo vivir con la rentabilidad que de mi negocio?. Esta es otra de las preguntas que debes hacerte a la hora de emprender. Debes crear una red de seguridad, y ser consciente de la situación que vives. Actualmente en España, el autoempleo ha aumentado por la falta de trabajo, pero si tenemos la fortuna y la posibilidad de tener otro trabajo, hasta que nuestra iniciativa cobre vida por si misma, es recomendable ser pluriempleado.

Es importante y necesario conocer los costes de poner en funcionamiento la iniciativa empresarial, y si puedes hacer frente a ellos.

Conoce los límites con el fin de dimensionar el negocio a la realidad socio-económica que tienes.

El objetivo empresarial es obtener beneficios, pero como anteriormente he dicho, las prisas no son buenas, y todo necesita un rodaje. Necesitas una previsión financiera adecuada. Hay que tener claro cuáles son los costes fijos y variables que vas a tener y si puedes hacer frente a ellos.

Para obtener beneficios hay que saber vender. Si no sabes, hay que aprender y si no es posible, contratar a la gente que lo sepa hacer.

Estudia la competencia, y cuida la imagen del negocio.

Si el local está de cara al público, hay que conseguir un ambiente que incite al consumidor a volver. La decoración, y la calidad del producto, serán la nota distintiva con tu competencia.

Si no existe un contacto directo con el cliente, debes idear la forma de llegar a él. El cliente y el colaborador son la base de todo negocio. En ocasiones, se comete el error de no cuidarlos. La fidelización del consumidor final debe ser uno de tus objetivos principales.

La publicidad y promoción es otro de los puntos que todo emprendedor debe tener en cuenta y que en ocasiones, se olvida. Si dispones de capital para promocionarte, debes estudiar y analizar dónde y cómo lo haces. Tienes un target en el mercado y es al que debes llegar. El marketing tradicional va de la mano con el actual. Las redes sociales, los blogs o el video marketing son herramientas gratuitas que debes exprimir para llegar a un sector de la población.

También se debe tener muy claro cuál es el efectivo empresarial y el personal. El dinero con el que se cuenta en la caja de un negocio no es el beneficio del negocio. El nuevo empresario debe tener cuidado con este aspecto.

Y por último, el emprendedor o empresario en apuros debe rodearse de profesionales como Arriaga Asociados. Te ofrecen asesoramiento y experiencia desde la primera idea y plan de empresa hasta un continuo seguimiento y análisis del negocio.

About The Author

Deje su comentario

Subir